Abrazar el Árbol

Qi Gong
Conceptos

 Ejercicio de Abrazar el árbol (Mabu)
 El ejercicio de Mabu es muy conocido y practicado no sólo por practicantes de Chi Kung o Qi Gong sino también de otras artes como el Tai Chi, el Kung Fu, etc.
 La posición, es un ejercicio muy apreciado por su gran poder sobre cuerpo, mente y espíritu. Es utilizado incluso como una posición de meditación, y se trata de un ejercicio de Chi Kung estático. Una vez dominado todos los detalles de la posición, se tendrá que permanecer en ella el tiempo que uno quiera establecer de antemano.
 Lo beneficioso es ir aumentando el tiempo progresivamente semana a semana hasta llegar a mantener la posición durante unos 15 ó 20 minutos. Empezando con 3 minutos la primera semana y en la segunda semana aumentar 2 minutos más, es decir 5 minutos, la tercera 7 minutos y así hasta llegar al tiempo estimado para ti.

Cómo realizar el abrazo del árbol
 Ejercicio de Zhang Zhuang, ejercicio estático de Chi Kung
 El abrazo del árbol es la forma más conocida de Zhang Zhuang, ejercicio estático en la práctica de Chi Kung, que logra ser efectivo a partir de mantener la postura durante varios minutos, para desarrollar la sensibilidad corporal y la autoconciencia de la estructura del cuerpo.
 El objetivo de Zhang Zhuang es tomar conciencia y control sobre músculos que de manera habitual, no son movilizados voluntariamente.
 Por tal motivo, tiene además del componente físico un importante componente mental.
 Su práctica constante permite establecer conexiones entre estos músculos y el cerebro, que enriquecen la capacidad de respuesta.

Realización:
  - Separa los pies hasta la anchura de los hombros y afírmalos en el piso, debes sentir que se adhieren completamente. Imagina que echan raíces en el suelo.
  - Flexiona levemente las rodillas.
  - Coloca los brazos y los codos ligeramente más bajos que los hombros y las manos.
  - Curva la espalda de modo tal, que forme una bóveda con los brazos e imagina que abrazas el tronco de un árbol con ellos.
  - Centra la respiración en el Tan Tien, esto te hará consciente de tu centro de gravedad y mejorará tu nivel energético.

Cómo saber si lo estás realizando correctamente
 Si la práctica es adecuada, el ritmo cardíaco se acelerará, mientras la respiración apenas variará. Aumentará el flujo circulatorio y la oxigenación corporal, lo que determinará que se incremente la temperatura y se produzca sudoración, a pesar de que permanezcas inmóvil.
 Existen diferentes ejercicios de Zhang Zhuang y algunas variantes del abrazo del árbol. No se practican simultáneamente, sino que se comienza por la posición inicial Wu Chi y se continúa con uno de ellos, para avanzar en la práctica.

¿Cómo realizar Zhang Zhuang correctamente?
 Zhan significa permanecer de pie y Zhuang significa poste, estaca. Por esta razón cuando practicamos las posturas inmóviles les llamamos Zhang Zhuang o posturas de permanecer de pie como un árbol.
 En el Tai Chi, se practican estas posturas para fortalecer nuestra base (y el cuerpo en general), y para aprender a mantener nuestro cuerpo, mente y energía (Qi, pronunciado “Chi”) equilibrados.
 Estas posturas permiten al practicante refinar la capacidad de sentir todas las partes de su cuerpo, de modo que pueda comprender a través de la práctica progresiva y sostenida en el tiempo, como fluye el Qi en el cuerpo y la manera como lo "bloqueamos" en las distintas posturas de Tai Chi, al inconscientemente, contraer algunos grupos musculares que causan dichos bloqueos.
 Desde el punto de vista de la teoría de la medicina tradicional china, estos bloqueos en los meridianos son los que nos causan enfermedades y a su vez distintas emociones negativas como ira, tristeza, obsesión, miedo, euforia, etc. Al hacernos conscientes de dichos bloqueos, podemos deshacerlos por medio de la práctica diaria, tanto de la forma de Tai Chi, como del Zhang Zhuang. Así, podremos mejorar nuestra salud.
 El Zhang Zhuang es como un tipo de meditación en la que NO debe buscar el dejar la mente en blanco. Cuando la mente esté divagando demasiado, utilice su intención para traerla de nuevo al centro, es decir, corregir la postura y desarrollar conciencia de lo interno y externo en su cuerpo. Manténgase tranquilo y relajado, el 50 % de la intención mental debe estar enfocado en la postura, y el otro 50% de su mente debe estar libre. Esto significa que debe permitirse a si mismo perder algo del control durante el ejercicio. No detenga su pensamiento demasiado en una sola cosa.
 Cuando practicamos Zhang Zhuang, nuestro objetivo es mantener el centro del “Qi (Chi)”. En la meditación inmóvil, buscamos la percepción del Dan Tien. En lo alto de la cabeza, debe haber una sensación de algo que hala ligeramente hacia arriba. Alternativamente, usted puede sentir como si sostuviera un objeto muy liviano en la cima de la cabeza, pero su cabeza debe mantenerse estable, o este "objeto" se podría caer. El foco de nuestra audición debe estar dirigido hacia atrás. Al mirar hacia adelante y escuchar hacia atrás el Qi se equilibrará inmediatamente, y además le dará equilibrio físico. Si mira hacia adelante y escucha hacia adelante, el Qi subirá hacia la parte superior del cuerpo, provocando que ocurra un desequilibrio físico. Desde el punto de vista marcial, escuchar hacia atrás le permite estar observando y alerta, con atención a todas las direcciones. Escuchar hacia atrás le asegurará el equilibrio físico.
(Fig. 1) La espalda debe estar derecha y la columna relajada. El cuerpo debe mantener una línea recta vertical entre orejas, hombros, caderas y talones.
 ¿Y por qué queremos esta línea recta? Porque ella va a mantener nuestro equilibrio. De esta manera no tendremos que usar la musculatura que rodea al Dan Tien. Así, el Dan Tien podrá permanecer relajado, lo cual permitirá que el Qi circule por los órganos internos. Después, el Qi circulará desde los órganos internos hacia el Dan Tien. Si siente que su pecho está suelto y relajado, y su Dan Tien lleno de energía, sepa que esta es la sensación correcta. El error mas común es contraer la musculatura en torno al Dan Tien, y esto significa que se encuentra "cerrado". En este caso, como el Qi no puede dirigirse al Dan Tien, migrará hacia el pecho, causando una desagradable sensación de llenura en esta área. Si corrige la postura, notará inmediatamente como el Qi retorna al Dan Tien, adquiriendo una sensación de estabilidad. Si la postura es correcta, se puede sentir un leve calor en el área del Dan Tien y de los riñones. El Dan Tien se llena y el cuerpo entero es energizado. La barbilla debe estar ligeramente metida. Cierre la boca, y coloque la punta de la lengua en el paladar. Para algunas personas, particularmente los principiantes, cerrar los ojos puede ser una fuente de tensión o desequilibrio. Si esto ocurre, abra sus ojos cada cierto tiempo, o manténgalos abiertos. Evite mirar demasiado alrededor. Recuerde que una de las ventajas de tener los ojos cerrados es que puede enfocar y tranquilizar su mente más fácil, pero como siempre la naturalidad es el principio a seguir.
(Fig. 2) Los pies deben estar paralelos. La distancia entre los pies debe ser la del ancho de los hombros, excepto para el practicante que permanece en posturas muy bajas. Sin embargo, la postura recomendada para los principiantes es alta, con las rodillas ligeramente dobladas. Hacerlo de manera natural debe ser el principio guía. No permita que las rodillas se extiendan más allá de los dedos de los pies.
 Los codos se doblan y las muñecas se relajan. La altura y ancho de los brazos depende de la fuerza del practicante. Recuerde que el progreso debe ser lento y gradual. No se apresure y comience a realizar la postura muy baja, durante 20 minutos. Comience con una postura alta, de 1 a 3 minutos diarios. A medida que pasen los meses, puede ir incrementando poco a poco el tiempo y el grado de flexión. Respete su condición física y edad. (Fig. 2)
  En el exterior, el peso corporal está distribuido de manera equilibrada entre los dos pies. En el interior, el espíritu está centrado y relajado. Gracias a esta práctica el Dan Tien se vuelve más fuerte y el Qi fluye más fácilmente hacia todo el cuerpo, obteniendo así la unidad entre interno y externo.
 Para finalizar la sesión de Zhang Zhuang, baje lentamente los brazos, colocándolos a ambos lados del cuerpo de manera natural, sin perder la sensación que tenía durante la realización del Zhang Zhuang. Coloque una mano sobre la otra, cubriendo su Dan Tien. Si es hombre coloque la palma izquierda en contacto con el abdomen y la derecha sobre la mano izquierda, formando una línea con las cavidades Lao Gong (punto 8 del meridiano maestro del corazón situado aproximadamente en el centro de la palma) y el Dan Tien. Si es mujer coloque la mano derecha sobre el abdomen y la izquierda sobre la derecha. Relaje ambos codos, relaje el Dan Tien, y relaje ambas manos. Realice un masaje de 12 rotaciones (36 rotaciones si ha permanecido por 20 minutos o más) en sentido antihorario y luego 12 rotaciones en sentido horario sobre el área del Dan Tien. Cuando termine el masaje, permanezca unos segundos con las manos sobre el Dan Tien, para luego terminar con la práctica, sintiéndose fuerte y relajado a la vez.

En resumen:
  - Coloque sus pies en paralelo, ancho de hombros.
  - Coloque sus brazos como si estuviera sosteniendo una esfera y sitúe sus manos frente al pecho (si está enfermo, tiene poca condición física o es una persona mayor, puede colocarlas frente al Dan Tien).
  - Mantenga la cabeza derecha, como si estuviese suspendida por un hilo desde arriba.
  - Relaje hombros, codos, muñecas y manos.
  - Relaje pecho y caderas.
  - Doble las rodillas y relájelas. No baje demasiado si está enfermo, si es principiante o si está físicamente exhausto.
  - Relaje los tobillos y pies.
  - Tenga presente que el peso debe estar distribuido de manera equilibrada entre ambos pies.
  - Enderezca la espalda y relaje la columna.
  - Alinear orejas, hombros, caderas y tobillos.
  - Escuchar hacia atrás.
  - Mitad de la mente concentrada en la postura, la otra mitad libre.
  - Respiración NATURAL.
  - Recordar que en Tai Chi, relajar se conoce como FANG SONG, lo cual significa "suelto y extendido", y no "flácido y débil".